🇲🇽 Envío gratis a todo México a partir de $999 de compra 🇲🇽

Apaga la pantalla y relájate después de un día de trabajo

  • 2 lectura mínima

Una de las cosas a las que probablemente hayas tenido que acostumbrarte en estos meses ha sido a trabajar desde casa. Aunque tiene sus ventajas (adiós tráfico, hola una hora más de sueño), sin una buena organización, podrías pasar más tiempo frente a la computadora que cuando trabajabas en la oficina. 


Estar frente a una pantalla todo el día es muy agotador. Por ello, es importante que pongas en marcha algunas actividades para darte un break y así evitar molestias físicas y noches de insomnio dando vueltas en la cama contando ovejas. 


¡Muévete!

Algo que le ha servido a la autora de este post es hacer ejercicio en casa. Hay muchas rutinas en internet que pueden ayudarte a mantenerte en forma y a relajarte después de una larga jornada. Por ejemplo, los ejercicios de baja intensidad, como el yoga, son una gran técnica de relajación para lograr un buen descanso nocturno. 


Si te es posible, sal a caminar, pero siguiendo todas las medidas de seguridad (no olvides el uso de cubrebocas y de gel antibacterial, además de lavarte las manos en cuanto vuelvas a tu casa).  También procura pararte y estirarte cada cierto tiempo. 


Dale un descanso a tus ojos

La luz azul de la pantalla de tu computadora y de tu teléfono puede provocarte dolores de cabeza, dificultades de visión y fatiga, entre otras cosas. Cuando acabes de trabajar, aléjate por un rato de estos aparatos, especialmente antes de dormir. Así, tus ojos descansarán y estarán listos para un nuevo día. 

 

Un masaje te hará bien

Después de estar 8 horas en línea (o más), es posible que acumules mucha tensión en tu cara, cuello y espalda. Si vives con alguien, pídele un masaje, si no, ¡hazlo tú mismo! En YouTube hay varios videos en los que puedes aprender a darte un masaje de 10. 

 

Come adecuadamente y toma suficiente agua

Respeta tus horarios de comida (nada de comer frente a la computadora) y procura consumir suficientes proteínas, vegetales y frutas. También es importante tomar suficiente agua a lo largo del día para disminuir la tensión de tus músculos o los calambres.


Estos consejos te ayudarán a crear hábitos más saludables sin tener que alterar demasiado tu rutina. Tanto tu cuerpo como tu mente lo agradecerán a corto y largo plazo.

Search